Durante estas dos semanas, los alumnos de infantil han iniciado sus clases. En el colegio somos muy conscientes de lo que supone el inicio de rutina y los cambios en edades tempranas, y por ello respetamos el ritmo de adaptación de cada alumno y alumna. En primero de infantil este periodo es mucho más sensible ya que tienen que familiarizarse con nuevos compañeros, nuevos espacios y nuevas personas de referencia. Por tanto, se organiza un primer contacto con el centro de forma positiva y amable en el que las tutoras y futuras personas de referencia, serán una pieza clave junto con vosotros, las familias. Ir de la mano en este periodo favorecerá que sea transitorio y generará en nuestros alumnos y alumnas, una estabilidad emocional en su nueva rutina. Además, las profesoras planifican juegos y actividades para que entiendan las rutinas de la clase y los hábitos que irán adquiriendo poco a poco a lo largo del curso escolar.